Planeación Financiera, fondo de emergencia y la crisis del COVID-19

Skandia México / 15 abril , 2020

Hoy despierto en un mundo diferente al que había pensado, un año 2020 que no se parece en nada a lo que había previsto que fuera, cada día con nuevas noticias, incertidumbre, y frustración. Al tiempo mantengo una ilusión, compartida por muchos en el mundo, que la pandemia y sus consecuencias sean lo más benévolas con nuestras familias, negocios, y con nuestros países y comunidades, y que en el corto plazo podamos retomar una nueva senda de crecimiento y prosperidad, con una mayor conciencia social, económica y ecológica, que deriva de esta situación, además de ver cómo prevenir sus efectos, al menos lo que está en nuestras manos.

Situaciones como estas, que son inimaginables, parecen siempre llegarnos sin aviso. Más podemos también evidenciar que se han presentado por diversas razones, o incluso, derivadas de situaciones similares a lo que nos pasa hoy en nuestra historia. La diferencia es que estas afectan a todos de forma muy diferente, y contar con herramientas que nos permitan salir airosos es relevante.

Una pregunta, que todos nos hacemos de una u otra formas, es la de cómo confrontar esta situación, estar unidos y ser muy empáticos con todo lo que está pasando nos ayuda, y estar preparados para apoyar a nuestras familias y amigos, y contribuir desde cada una de nuestras posibilidades con aliviar y sobrepasar con existo esta situación.

Dentro de este escenario hoy, la Planeación Financiera tanto de las personas – y también de los negocios y empresas – contribuye con esquemas que nos permiten sobrellevar mejor estos momentos. Uno de los elementos más relevantes de un plan financiero es la conformación de un Fondo de Emergencias. Y sobre este queremos profundizar y darle su lugar y relevancia, hoy más que nunca.

¿Qué es un Fondo de Emergencia? Es un ahorro, que no esté a la mano o disponible, que permita atender los gastos fijos y esenciales que nos permiten vivir lo más restringidamente, o cómodamente, por un periodo de tiempo y sin tener que afectar nuestros ahorros, o tener que liquidar activos que en momentos como estos implicarían seguramente una pérdida importante. Así, hoy salir a vender un activo, una inversión de largo plazo, o vender el carro o un apartamento, con urgencia, y requerido para atender mis necesidades de vivienda, alimentación, estudio, y gastos esenciales podría implicar un valor de venta de estos activos muy por debajo de lo que realmente cuesta y vale, esto derivado de la rapidez y coyuntura como la actual y la falta de demanda.

¿Cuánto debe ser el valor del Fondo de Emergencia? Se estima que el ahorro debe permitir cubrir con los gastos mensuales, mínimos y de necesidad o de comodidad, estimados de cada persona. La recomendación de expertos habla de 3 a 6 meses del valor de estos gastos. Aunque siempre es mejor tener amplio margen, lo ideal es ver la realidad de cada persona y siempre será mejor tener un fondo que cubra un par de meses, si la situación económica actual no lo permite. Más agregar a este, de forma constante o parte remanente ante oportunidades como pagos de bonos, ingresos excepcionales, o aumentos en salarios.

Los principales gastos que debes tener en cuenta son:

  • Los gastos de alimentación, educación, salud y demás esenciales de las personas y sus familias, incluyendo servicios públicos de primera necesidad.
  • El valor de arriendos, y gastos de vivienda anexos necesarios.
  • El valor de los pagos de deudas hipotecarias, y otras deudas vigentes que tengo que cubrir mes a mes.

¿Quiénes deben tener un Fondo de Emergencia? Todos debemos contar con uno, sobre todo si tenemos gastos fijos con contratos que no podamos cancelar de un día para otro. Es muy relevante identificar los pagos mensuales necesarios para vivir y estar al día con tus obligaciones. Una lista de situaciones que deben derivar en la relevancia de incluirlas en el Fondo de Emergencia y afectan el monto a construir son:

  1. Cambios en mi estilo de vida, o cuando recién arranco a vivir solo, para cubrir gastos que no has pensado y que seguro se presentarán.
  2. Si tienes un negocio, y este requiere de dinero adicional para cubrir imprevistos como bajas en ventas, robos, emergencias sanitarias, clausuras temporales, y demás asociados a este negocio.
  3. Tengo una sola fuente de ingresos, ante eventos como cierres del negocio, despido y otros imprevistos.
  4. Soy independiente o contratista, y tengo un flujo de ingresos variable e incierto. Muy recomendable guardar en épocas de vacas gordas para usar estos ahorros en épocas de vacas flacas.
  5. Eres dueño de tu propia vivienda, más siempre se presentan imprevistos de reparaciones, cuotas extras de administración o un daño de un artículo electrodoméstico costoso y prioritario, y poderlo reemplazar fácilmente.
  6. Vives solo y lejos de familiares y amigos, donde poder ser auto-sostenible es relevante y las necesidades del día a día, pagos y demás con impacto financiero no dan espera.
  7. Tienes una condición médica o especial, que además del costo de la misma que debes incluir dentro de este estimado, también te puede impedir trabajar por un periodo de tiempo, y generar nuevos ingresos.
  8. Cuentas con un plan de ahorro, que quieres preservar en su objetivo. Es muy común que al carecer del Fondo de Emergencia vamos por nuestros ahorros lo que implica renunciar o postponer ese sueño que tenías de tener casa propia, o cubrir con esos ahorros un proyecto de educación o algo relevante para ti como un viaje o un nuevo negocio que esperabas cubrir con ese dinero.

¿Qué hacer si no cuento con un Fondo de Emergencia hoy, y estoy en medio de una coyuntura cómo la actual? La realidad de muchos, es que hemos desestimado el valor de la planeación financiera, siendo este un buen momento para tomar conciencia, y arrancar cuanto antes. La recomendación que se da para estos casos, que son la realidad de la mayoría es:

  • Revisar la liquidez o dinero disponible, y ver opciones de cómo aumentarlo.
  • Reducir y cancelar todo gasto innecesario de forma inmediata.
  • Redefinir los créditos, renegociar las tasas de interés o monto de cuotas, al alargar el plazo o buscar un banco que recompre y consolide los créditos actuales.
  • Es muy importante evitar usar las Tarjetas de Crédito, que tienen los mayores intereses generando el peor impacto a corto plazo.
  • Revisar la posible venta de algún activo, según su valor real y el valor actual, además de la demanda que exista para este bien al momento de la coyuntura.

¿Cómo construir este Fondo de Emergencia?

PASO 1 Definir cuánto necesito mes a mes, y multiplicarlo por 6 (o por 3 para empezar)

PASO 2 Fijar un monto de ahorro mensual posible derivado de ingresos y extras. Si tienes un bono, una devolución de impuestos, define un monto adicional.

PASO 3 Adicionar extras, como ahorros de gastos no efectuados, o incluso el cambio del día a día.

PASO 4 Mover este dinero a una cuenta separada, no de fácil acceso. Acá sirven los Fondos Fiduciarios o el Ahorro Voluntario en un contrato separado.

PASO 5 Revisarlo ante cambios en tu vida, para mantenerlo actualizado.

PASO 6 Usarlo de forma responsable. De nada te sirve si lo creas y lo usas para comprar un mejor carro, renovar tu vivienda, actualizar tus equipos electrónicos. Solo usar en los casos de emergencia que uno mismo definió.

Comparte el articulo en tus redes sociales
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Subscribe
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments

Tal vez te interese

Hereda tranquilidad a tu familia
Skandia México / 5 septiembre , 2022

En nuestro día a día nos preparamos para un nacimiento y un casamiento, pero, ¿acaso no deberíamos hacerlo con la misma naturalidad, para la muerte? […]

¿Por qué es importante poner a tu persona favorita como beneficiario?
Skandia México / 1 septiembre , 2022

Si llegaras a faltar… ¿A quién desearías seguir protegiendo? Quizás a tu pareja, hijos, padres o probablemente a un amigo muy querido. Sin importar quién […]

BUENAS NOTICIAS, los tiempos de volatilidad no son para siempre
Skandia México / 29 agosto , 2022

No cabe duda de que en las recientes semanas han sido complicadas en los mercados financieros globales dado que las causas fundamentales desde inicios de […]

Skandia

Registra aquí tus datos

¿Qué tema te preocupa de futuro financiero?
0
Would love your thoughts, please comment.x
()
x